Pocas sorpresas en el arranque de gobierno del Dr. Salazar

Por Raúl Bañuelos

Esperanza.-Los días 15 y 16 de septiembre fueron días importantes para Jerez. Dadas las circunstancias que padece el municipio, la gente confía en el Dr. José Humberto Salazar. Existe la creencia de que habrá un cambio. Sin embargo, también es importante decir que le favorece que no haya resentimiento político alguno de la oposición y eso es importante para avanzar, sobre todo en este clima donde urgen liderazgos y donde es necesario contar con un ayuntamiento abierto hacia la sociedad.

Serenidad.-El Dr. Salazar se ve tranquilo, sin esa arrogancia que a veces ahuyenta la ilusión de caminar unidos, mientras que su conducción hacia sus gobernados ha sido prudente y sumamente cuidadosa, pero notamos también a un presidente preocupado por la problemática social. No la tiene fácil. Él bien sabe que hay un tema escabroso y que tiene que ser trabajado de alguna manera para darle paz y tranquilidad a miles de familias que reclaman gobernabilidad.

Sus brazos.-Una parte importante para buscar esa soñada transformación que presumió será sin duda su equipo, esa gente que deberá trabajar de la mano con el alcalde para corresponder a la confianza que la ciudadanía le dio al partido MORENA, que, hablando claro, no fue de a gratis: Simplemente estaba hasta la chingada ya de simulaciones.

Decepciones. –Pero en tan solo 48 horas de su gobierno no todo ha sido miel. Dados los nombramientos de sus funcionarios, también surgieron los murmullos entre la gente. Parte de su personal son vistos de buena manera y otros de plano criticados por repetir en el puesto, y esto nos queda claro que, efectivamente, Toño Aceves pactó con Salazar y que su herencia la tendremos 3 años más en la presidencia. 

Se abre el telón.-Finalmente no hay nada que ocultar. Los nombramientos de funcionarios de primer nivel que hizo el cabildo jerezano, y los otros tantos que correspondieron al presidente municipal, nos dan una idea de cómo se conducirá la administración que llegó bajo la promesa de una impulsar una “transformación”, oferta que fuera empeñada por el propio alcalde durante su campaña y asentada en su Toma de Protesta, pero ojalá y Dios quiera que su gobierno no sea una copia de la administración anterior.

Realidad.-Y aunque no todo será tan esperanzador como creímos, el alcalde municipal dio la pauta para que todo aquel funcionario o aquélla persona que no responda a las exigencias del momento, tendrá que irse. Al menos eso dijo, y esperemos que en verdad lo aplique porque los jerezanos ya estamos hartos de servidores públicos mediocres.

¡Ojo Dr.!-Sabemos de su necesidad de sentirse arropado y que dada su preocupación acepte imposiciones de todo tipo: de chile, de dulce y de manteca, pero, por favor presidente, impóngase desde ahorita. Queremos ver a un presidente que haga valer su palabra y que tenga oídos para oír a los demás, porque es muy común que ahorita cualquiera de su equipo le dore la píldora, una estrategia por demás quemada que no abonará en nada a esa apertura de gobierno que todos estamos esperando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *